Una embarazada que sonríe mientras desayuna en la cama.

semanas del embarazo

La semana 17 de embarazo

La primera grasa de bebé


Ha llegado el comienzo del quinto mes de embarazo y con él el mayor cambio visible del segundo trimestre: ¡el vientre está creciendo! Esto se debe en gran medida a que tu bebé está aumentando de peso. Descubre aquí la razón por la que vuelve a ser agradable, en ocasiones asusta y todo lo que ocurre en la semana 17 de embarazo.

¿Qué pasa en el vientre en la semana 17 de embarazo?

El feto mide aproximadamente 11-14 cm (longitud desde la coronilla a las nalgas) y pesa unos 100-150 gramos. Los pies miden 2 cm y la cabeza tiene un diámetro aproximado de 4 cm.

Tu tesoro está convirtiéndose en un “lindo bebé”: las proporciones reflejan cada vez más cómo se verá al nacer. Las piernas se alargaron, la cabeza ya no es desproporcionadamente grande y la grasa de bebé se está asentando lentamente. La capa de grasa garantizará que la temperatura corporal pueda mantenerse mejor, hasta entonces la función del líquido amniótico es mantener al bebé caliente de manera uniforme, entre otras cosas.

Tu bebé es ahora casi tan grande como una naranja.

Tu bebé es ahora casi tan grande como una naranja.

La capacidad auditiva sigue desarrollándose. Tu bebé ahora reacciona a los ruidos fuertes: los ruidos repentinos pueden llegar a asustarlo, es posible que sientas movimientos bruscos como un ligero movimiento en tu vientre (también es normal si no es así, ¡puede tardar hasta la semana 20 de embarazo para que sientas a tu bebé!).

Ahora puedes escuchar desde fuera: el latido del bebé se puede oír con un estetoscopio.

¿Cómo estás en la semana 17 de embarazo?

La creciente capa de grasa de tu bebé y el líquido amniótico le ayudan a regular su temperatura corporal. Así tu tesoro está bien protegido, incluso si tomas un baño caliente o vas a la sauna. 

Sin embargo, debes tener en cuenta los siguientes puntos durante y después del baño y la sauna:

  • Si no tomabas baños calientes o no solías usar la sauna antes del embarazo, no empieces ahora.
  • Las temperaturas calientes pueden afectar a la circulación: si te sientes incómoda, reduce el calor del agua de la bañera o siéntate en el nivel inferior de la sauna.
  • No te quedes en la sauna demasiado tiempo y no vayas con tanta frecuencia.
  • Evita los jacuzzis públicos por las posibles infecciones bacterianas y mejor báñate en tu propia bañera.
  • Bebe suficiente agua antes y después, esto también ayuda a la circulación.
  • Cuida bien tu piel después del baño o la sauna, para evitar las estrías.
  • Tu piel absorbe muy bien los productos de cuidado personal después de un baño o una sauna. Fíjate en la calidad y los ingredientes de tus productos. Algunos productos pueden ser perjudiciales para tu salud o la del bebé porque se transmiten a través de la placenta.


¿Qué significa la línea oscura en el vientre?

Las hormonas del embarazo ocasionan que la piel de las embarazadas cambie. También se producen mayores cantidades de melanina. Esta es la sustancia responsable de la pigmentación, es decir, el color de la piel. Por eso las mujeres embarazadas son más propensas a tener manchas de pigmentación, pecas y un fenómeno especial: la Linea Nigra (o línea negra). Está justo en el centro de tu cuerpo, en posición vertical, atravesando el vientre y el ombligo. Es más pronunciada en las mujeres de piel más oscura. De hecho, todas las personas tienen esta línea, pero por lo general es tan clara que no se puede ver.

El aumento de pigmentación suele desaparecer por sí solo después del parto. Debido a las sustancias químicas que contienen, las mujeres embarazadas nunca deben usar cremas blanqueadoras. Es mejor un buen protector solar con un alto factor de protección o evitar el sol por completo siempre que sea posible.

El motivo por el que las embarazadas transpiran más y porque el hierro es importante

El volumen de sangre aumenta para alimentar al bebé. Es posible que sudes más debido a la mayor circulación de la sangre. El sudor enfría el cuerpo y expulsa los minerales. Ahora es especialmente importante que haya suficiente suministro a través de la alimentación.

El cuerpo necesita hierro para producir sangre. Las reservas de hierro durante el embarazo suelen comprobarse en los análisis de sangre. Si tus niveles son demasiado bajos, tu médico puede aconsejarte qué alimentos debes comer o si necesitas un suplemento nutricional.

No se recomienda tomar suplementos de hierro sin receta, pueden tener efectos secundarios desagradables, sobre todo problemas digestivos. Pero el exceso de hierro también puede dañar al bebé.


Alimentos ricos en hierro:

  • Carnes rojas (res, ternera, venado)
  • Salvado de trigo
  • Sorgo
  • Soja
  • Semillas de calabaza
  • Legumbres
  • Yema de huevo

La vitamina C fomenta la absorción del hierro, por lo que un vaso de jugo de naranja con la comida, pimientos, tomates o fruta como guarnición es tanto delicioso como recomendable.


Foto: Shutterstock

Productos MAM recomendados para ustedv

MAM Start Organic Garden- Chupete

Extrapequeño para recién nacidos

MAM Perfect Start Fairytale - Pacifier

Ideal for newborns and particularly tooth-friendly

Nipple Shields, size 2

For short-term support during breast feeding

Starter Cup Animal 150ml - Drinking Cup

Baby's first cup. Extra light & small